La Fundación BIOPARC premiada por su contribución a la conservación del salmón Atlántico

La Fundación BIOPARC premiada por su contribución a la conservación del salmón Atlántico

El salmón, “rey del río”, bioindicador de la salud de las cuencas fluviales, se encuentra en grave peligro y el proyecto Arca, de la Asociación las Mestas del Narcea, es uno de los programas más importantes de conservación en Asturias.

En un mundo globalizado, la conservación de la biodiversidad de nuestro Planeta debe abarcarse en esa misma dirección y, por esa razón, es de vital importancia promover acciones que actúen tanto en nuestro entorno más próximo como en hábitats lejanos. La Fundación BIOPARC ha recibido recientemente un premio de la Asociación las Mestas del Narcea, que lleva cerca de 30 años luchado por mantener “vivas” las aguas de este importante río asturiano. Con una visión adelantada a su tiempo, los pescadores locales que integran esta institución pusieron en marcha el proyecto Arca, uno de los más importantes programas de conservación en Asturias para la conservación del salmón Atlántico.

La Fundación BIOPARC premiada por su contribución a la conservación del salmón Atlántico

Este galardón reconoce el apoyo de BIOPARC Acuario de Gijón a través de la Fundación BIOPARC, responsable de vehiculizar las acciones de preservación in situ también de los parques de Valencia y Fuengirola.

Conscientes de la relevancia de la concienciación de la sociedad y de las actuaciones locales para la recuperación de esta emblemática especie, desde BIOPARC Acuario de Gijón a través de la Fundación BIOPARC se decidió apoyar el proyecto Arca. Este galardón es un reconocimiento a esta contribución, puesto que el salmón Atlántico se encuentra muy amenazado y el objetivo es aumentar el número de alevines del que se considera el “rey del río”. De esta forma, cualquier pescador, en lugar de optar por el sacrificio de los salmones capturados legalmente, puede cederlos a la asociación para repoblar las cuencas de los ríos. Esta especie autóctona es un verdadero bioindicador de la salud de las cuencas fluviales del norte de nuestro país, un importantísimo ecosistema para garantizar un elemento tan vital como es el agua.

El compromiso con la conservación del Grupo Rain Forest tiene una visión igualmente integradora. Por una parte, los BIOPARC de Fuengirola, Valencia y Gijón son plataformas de educación y movilización de la sociedad al acercar la naturaleza salvaje y motivar un cambio de actitud. Paralelamente en los parques se trabaja intensamente en la denominada conservación ex situ, con la participación en más de 80 proyectos europeos de reproducción de especies amenazadas, con exitosas contribuciones como en los grandes primates orangutanes, gorilas o chimpancés.

Y la Fundación BIOPARC canaliza los esfuerzos del Grupo en conservación in situ, la que se desarrolla en los hábitats de origen de estas especies en peligro de extinción. La colaboración en una decena de proyectos en “puntos calientes de la biodiversidad” es fundamental y, en este sentido, los grandes primates también están muy presentes en estas actuaciones que se desarrollan en diferentes zonas de África con el proyecto Ebo para gorilas y con el Instituto Jane Goodall para los chimpancés o con la Borneo Nature Foundation para los orangutanes. También se apoya proyectos de especies tan destacadas como el Dragón de Komodo, los rinocerontes o lémures. Con el objetivo de apoyar todavía más la concienciación de la sociedad, nuevos proyectos como el Wild Oceans Film Fest han comenzado a desarrollarse con gran éxito.