Nombre común:

Ibis sagrado

Especie:

Threskiornis aethiopicus

Familia:

Threskiornithidae

Orden:

Ciconiiformes

Clase:

Aves

Vive en una amplia variedad de hábitats, generalmente se encuentran en las proximidades de ríos, corrientes, masas de agua continental y zonas costeras de áreas tropicales y subtropicales.

Se alimentan principalmente de insectos, arácnidos, anélidos, crustáceos y moluscos. En ocasiones se alimentan de ranas, reptiles, peces, pequeños pájaros y huevos.

21-29 días.

20 años.

Grado de amenaza

BIOLOGÍA Y COMPORTAMIENTO:

El ibis sagrado es probablemente uno de los animales más elegantes de su grupo. Poseen un cuerpo muy estilizado, con cuello y pico largos, éste último curvado.

Son aves diurnas y gregarias, asociándose con otras aves, como marabús, garzas, grullas y cigüeñas. Esta tendencia gregaria es más acusada en épocas de cría y a la hora de alimentarse. Al anochecer también se asocian con otras aves para guarecerse en los árboles.

No es un ave exigente a la hora de elegir un lugar donde nidificar, suele construir sus nidos en los árboles a base de ramas, aunque también los hacen sobre arbustos, rocas o incluso en el suelo. Ponen de huevos, de color azul pálido manchado de rojo. La incubación y el cuidado de los polluelos las realizan ambos miembros de la pareja.

Esta especie es un ave migratoria intra-africana, que realiza movimientos nómadas, movimientos parcialmente migratorios o movimientos migratorios intrafricanos de varios cientos de kilómetros en la estación lluviosa para reproducirse.

Las poblaciones al norte del ecuador migran hacia el norte, mientras que las que están al sur lo hacen a zonas más meridionales, ambos grupos vuelven a las zonas ecuatoriales al final de su época de reproducción. Algunas poblaciones, por ejemplo, en el sur de África, pueden ser sedentarias.

A pesar de que esta ave ha desaparecido en Egipto, está prosperando en otros países. Ha sido introducida de forma accidental en algunos países de la cuenca mediterránea como España y el sur de Francia.

CURIOSIDADES:

Esta especie se ha extinguido en Egipto, donde se le consideraba un animal sagrado en la antigüedad, pues coincidía su aparición con las grandes crecidas del Nilo, de ahí su nombre.

Está representada en numerosos murales y jeroglíficos, al ser el símbolo del dios Thot, en los lugares de enterramiento abundan los ejemplares momificados, llegándose a encontrar más de un millón y medio de Ibis en algunas tumbas.