Nombre común:

Cocodrilo del Nilo

Especie:

Crocodylus niloticus

Familia:

Crocodylidae

Orden:

Crocodylia

Clase:

Reptilia

Viven en una gran variedad de ecosistemas acuáticos tales como lagos, ríos, humedales y pantanos de agua dulce y salobre, zonas costeras, marismas o estuarios.

Cuando son pequeños se alimentan de pequeños invertebrados acuáticos e insectos. En la edad adulta, sus presas son principalmente grandes vertebrados, como antílopes, búfalos, cebras, ñus, etc. Los peces y los pequeños vertebrados también son parte importante de su dieta.

80-90 días.

40-60 huevos.

45 años.

Grado de amenaza

BIOLOGÍA Y COMPORTAMIENTO:

El cocodrilo del Nilo vive en muchas regiones de África, en todos los tipos de aguas, continentales y costeras. Impresionan sus increíbles dimensiones, pues los adultos pueden llegar a medir 5-6 metros, habiéndose detectado incluso individuos de 7-8 metros.

El sexo del cocodrilo del Nilo viene determinado por la temperatura durante el periodo de incubación. Si se mantiene en un rango comprendido entre 31,7-34,5 ºC nacen machos, si es inferior o superior nacen hembras. La hembra cava un nido en la arena donde entierra su puesta y ambos progenitores cuidan de los huevos durante la incubación.

La madre cuida de sus crías hasta que estas alcanzan los dos años de edad, durante sus primeros días de vida la hembra las transporta sobre su espalda o en su boca con sumo cuidado. Esto ha dado lugar al mito de que los cocodrilos del Nilo se comen a sus propias crías.

A pesar de su gran adaptabilidad, la especie sufrió un serio declive a mediados de los 90 debido a la caza abusiva, llevando a muchas poblaciones a su desaparición. El comercio de cocodrilos del Nilo actualmente está regulado, muchos países han puesto en marcha programas sostenibles que incluyen granjas de las que se obtienen tanto la apreciada piel como la carne.

CURIOSIDADES:

El cocodrilo del Nilo ayuda a mantener las poblaciones de peces depredadores que podrían acabar con otras especies pequeñas de las que depende el ecosistema. Por otro lado también consumen animales muertos que podrían contaminar las aguas.